agosto 20, 2015

Las Caldas Villa Termal, el secreto del Balneario

Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

Corría el año 1776 cuando el Balneario abrió sus puertas a ocho kilómetros de la hoy capital del Principado de Asturias, Oviedo. Fue un año interesante. En España la convulsa vida política no da tregua, se produce el motín de Esquilache, que entre otras consecuencias daría mas tarde lugar a la expulsión de los jesuitas por orden de Carlos III. Un año en el que entre otras cosillas que ocurren por aquel entonces en el mundo, George Washington declara la independencia de los Estados Unidos de América.

Es una etapa de grandes cambios políticos, económicos y sociales, el Balneario de Las Caldas de Oviedo es testigo y reflejo de ellos, y su historia y arquitectura en realidad nos cuentan el desarrollo, declive y renacimiento de los balnearios. La curación a través del agua, con antecedentes en las termas romanas e influencias árabes y judías no es sino el comienzo de toda una puesta en escena que incluye hoteles, salas de baños, manantiales, quioscos, paseos, en esencia una forma diferente de entender la vida.

Son las clases aristocráticas en el siglo XVII las primeras en dejarse seducir por la terapia del agua. En época de Carlos III, el Despotismo Ilustrado, impulsa los conocimientos técnicos y científicos, entre ellos los del termalismo. El balneario de Oviedo ya aparece en las primeras descripciones de establecimientos para la toma de baños en el Tratado de 1791 del médico R. Tomé. Se encuentra entre los cuatro establecimientos que a finales del XVIII muestran ya, de la mano de arquitectos ilustrados, edificios específicos de una instalación balnearia.

Las Caldas Villa Termal en Oviedo por El Guisante Verde Project

El cambio de siglo y la Restauración, propician la construcción de Grandes Hoteles, de la mano de la nueva burguesía, y será a finales de siglo cuando llegue el turno de las salas de baile, casinos, teatros, quioscos, pabellones... que atraen a una nueva clientela y dan lugar a la aparición del llamado turismo termal.

En Las Caldas de Oviedo, la vida del balneario se desarrollaba en paralelo a la vida del país, y durante el siglo XIX se añaden el Gran Hotel, el Salón de los Espejos, la pasarela de hierro y el casino. Finalmente, tras haber sido propiedad pública, la Desamortización de Mendizabal lo deja en manos de empresarios privados. Sufrió los desastres de la Guerra Civil, aunque continuó en funcionamiento una vez concluida aquella hasta convertirse en el espacio que nos encontramos hoy día.

Exterior Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

El Balneario de Las Caldas, como se le conocía por entonces, fue el primero en el que nos alojamos allá por…, bueno, mejor digamos que fue hace mucho tiempo. Volvimos en el 2012, aquel que fue el año del fin del mundo, con motivo de una gran experiencia a la que nos convocó nuestro compañero, Miguel Nonay y que ya os contamos en "Oviedo trip 12, a medio metro del suelo".

Nos encontramos con un lugar completamente reformado, una auténtica villa termal en línea con lo que hoy en día uno puede esperar en cuanto a piscinas (accesibles), chorros de agua que nos sueltan la musculatura, saunas y baños turcos, zonas de relax..., además de un centro médico donde os pondrán a punto después de haceros un estudio biomecánico por el que pasan, cada vez más, deportistas profesionales.

Entorno de Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

De las instalaciones nos quedamos con dos: la piscina exterior, rodeada de prados y montañas. Un entorno que ayuda a desconectar del día a día, y la sauna finlandesa, exenta y acristalada, con una pequeña piscina de contraste, de agua fría, para valientes. Os mostramos la imagen que nos han enviado desde el balneario. ¡Nosotros, por una vez, estábamos libres de cámara!

Sauna Las Caldas Villa Termal

La suerte nos volvió a sonreír y el trabajo nos llevó nuevamente hasta Oviedo, en un viaje mezcla de tradición e innovación. Ha sido en esta visita a Las Caldas, cuando hemos descubierto su secreto, el Balneario Real, que como todo lugar de abolengo que se precie tiene hasta su propio fantasma, aunque esa historia mejor pedid que os la cuenten mientras disfrutáis allí de una agradable estancia...

Habitación de Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

Las habitaciones, de dos categorías y dos estilos claramente diferenciados. Nosotros nos alojamos en las de cuatro estrellas, enormes, con un gran vestidor y un más que generoso cuarto de baño, modernas en mobiliario y llenas de luz.

Dormitorio de Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

Salón de suite en Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

Suite en Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

Las suites de cinco estrellas decoradas en un estilo más tradicional, se encuentran ubicadas en la parte antigua, y algunas son como para perderse dentro. Cuestión de gustos, en cualquiera os encontraréis realmente cómodos. Creemos que las imágenes de ambas hablan por si solas.

Salón de los Espejos - Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

El balneario conserva reconocibles ecos de su pasado, como el Salón Scanda, el Restaurante Viator y, sobre todo, el espectacular Salón de Desayunos, o Salón de los Espejos, antigua sala de baile y de reuniones, construido en la reforma de 1878. Comenzar nuestra mañana aquí sin duda le dio un toque de glamour a la jornada.

Balneario Real en Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

El antiguo balneario nos encantó. Un edificio sólido, donde la piedra, la luz y por supuesto el agua, son los protagonistas. Un ambiente que invita a relajarse y a centrarnos en nosotros mismos, en ese momento, donde se juega con las piscinas, algunas de ellas escondidas entre los viejos muros, en penumbra, un auténtico regalo para los sentidos. Hoy se denomina "Centro Termal el Manantial", en referencia al manantial que es origen y corazón del balneario. Ocupa el antiguo edificio de la Casa de Baños de 1776.

Gran Piscina del Balneario Real - Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

Salita del Sala de las Columnas - Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

En un extremo del Balneario Real, encontramos, tras una puerta, otro secreto de este lugar. Un balneario privado que podréis reservar para vosotros solos. En su interior, un pequeño salón de te, con chimenea, una sala para masajes en pareja, jacuzzi, y la Sala de las Columnas que es, en realidad, la antigua capilla del Balneario, hoy convertida en piscina de flotación con una concentración salina similar a la del Mar Muerto...

Sala de las Columnas - Las Caldas Villa Termal por El Guisante Verde Project

¿Necesitáis algo más...?

5 comentarios :

  1. Yo sólo necesito saber cuándo voy, porque me habéis puesto los dientes bien largos, ja,ja. La verdad es que no sé de qué me sorprendo, es algo que me pasa cada vez que vengo por aquí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jooo Tawaki al final vas a dejar de venir, entre que pasas envidia y tardamos en responder... La verdad, también nos da un poco de envidia ver de nuevo estas fotos, a medida que el trabajo aprieta uno desearía saltar dentro de la pantalla. ;-))

      Eliminar
  2. Es una pena que no conozcamos a veces lugares como este, tan cerca de casa y nos "matemos" por ir a lugares más lejanos y exóticos, a veces solo para fardar. Y este es mi casi de hoy, tan cerca y no he estado nunca.
    Me habeis sorprendido muchísimo con esta entrada chicos, no me esperaba ni muchísimo menos encontrar el interior así, muchas gracias porque sin duda es un destino perfecto para pasar un buen fin de semana este invierno. Me gustan las habitaciones diáfanas y modernas, y esta sin duda es una pasada. Pero mmmm me tienta muchísimo la clásica para retroceder por unas horas al pasado.
    Un saludo
    Carmen

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, Carmen O, a veces también nos ha ocurrido. Viene alguien de visita y de pronto encuentra algo que no conocíamos, aunque nos movamos mucho por nuestra tierra, como seguro te ha ocurrido a ti. La verdad es que es el lugar perfecto para, esos fríos días de niebla y lluvia invernales, retirarse con un buen libro y olvidar las prisa ¡Saludos!

      Eliminar
  3. Ha sido el escenario de la serie de antena_3 "El Balneario "

    ResponderEliminar

Déjanos un comentario, es gratis y sienta genial