marzo 30, 2014

La Cueva de Pozalagua y los Rolls Royce de Torre Loizaga

Galeria de Rolls-Royce Torre Loizaga

¿Que tienen que ver la Cueva de Pozalagua, Mejor Rincón 2013 de la Guia Repsol y la magnífica colección de Rolls Royce expuesta en la Torre Loizaga? Ambos se encuentran en una de las comarcas menos conocidas y más sorprendentes de Bizkaia, Enkarterri.

La Cueva de Pozalagua fue descubierta, como ocurre a menudo, por pura casualidad: la explosión de un barreno en la cantera ubicada junto a la cueva la sacó a la luz en 1957. Esta pequeña cueva es única, ya que posee la mayor concentración del mundo de estalactitas excéntricas.


Su característica principal es que no crecen, como es lo habitual y condicionadas por la gravedad, del techo al suelo, sino que desafiando a las leyes naturales crecen en cualquier dirección, dispersándose por el cielo de la cueva, formando una increíble maraña pétrea que asombra a quien la ve.

El origen de las excéntricas no está totalmente aclarado. Se ha tratado de explicar mediante múltiples opciones, desde campos magnéticos a corrientes de aire, la formación de estos caprichos geológicos que gota a gota crecen un centímetro cada 100 años. Es un fascinante viaje al centro de la tierra.

Monolito al Mejor Rincon Guia Repsol 2013

Nosotros la hemos visitado varias veces. La última con ocasión del premio al Mejor Rincón 2013 que concede la Guía Repsol. Fue un momento muy especial, donde pudimos comprobar la implicación de toda una comunidad para dar a conocer su patrimonio. Además, tuvimos la excepcional oportunidad de captar las imágenes y también el video que os mostramos aquí. La extrema fragilidad de estas formaciones, y la necesidad de preservarlas, conlleva la prohibición de tomar imágenes durante las visitas habituales.



Una auténtica fortaleza, enclavada en un paraje natural idílico, levantada sobre los cimientos de una antigua casa torre del siglo XIII, que perteneció a una de las principales familias de Enkarterri, la de los Loizaga, acoge en su interior una fabulosa muestra de automóviles antiguos y clásicos junto a una de las mejores colecciones de Rolls-Royce del mundo.

Sala de Rolls-Royce en la Torre Loizaga

Torre Loizaga, Rolls-Royce

Aquí podremos ver todos los modelos fabricados por la firma inglesa hasta que fue comprada durante los años noventa, perfectamente conservados en todos sus detalles: los cromados, las maderas, la pintura, los neumáticos…, nos dan la sensación de encontrarnos muy lejos, en el día en el que estos vehículos fueron terminados y presentados a sus dueños. Es el sueño, y el legado de Miguel de la Vía, creador de la colección.

El Espíritu del Extasis, Torre Loizaga, Rolls-Royce

Un detalle que no conocíamos y nos ha resultado muy interesante es el por qué de tantos estilos diferentes en los modelos de Rolls-Royce. Casi todos se vendían como chasis (incluyendo mecánica y motor), mientras que el acabado se dejaba a cargo de los carroceros que elegían los compradores y que intentaban dar forma a los deseos de aquellos afortunados que podían hacer frente a un elevado desembolso.

Antiguos Rolls-Royce, Torre Loizaga

Además de Rolls-Royce, podemos encontrar muchos clásicos, entre otros, el Ford T, Buick (1908), Cadillac (1909), Isotta Fraschini (1925), modelos más modernos como los Vauxhall de 1937, Mercedes de los sesenta, y así hasta un total de setenta y cinco vehículos adquiridos en diversos lugares del mundo.

Detalle de Buick Model 5 de 1908, Torre Loizaga, Rolls-Royce

Detalle de Cadillac Roadster en Torre Loizaga, Rolls-Royce

Lo que os hemos contado es una pequeña parte de lo que os encontraréis en Encartaciones - Enkarterri. Esta comarca, la más occidental de la provincia, presume de un magnífico entorno natural, formado por valles y colinas, carreteras enrevesadas que ponen a prueba nuestro sentido de la orientación. Encinares como el de Sopeña, incluido en el parque natural de Armañón, y el centro de interpretación ambiental de Peñas Negras. El parque de la naturaleza de Karpin Abentura, y por supuesto, la Cueva de Pozalagua.

Interior de la Cueva de Pozalagua

Encontraremos también un riquísimo patrimonio cultural e histórico, comenzando por la monumental Balmaseda, que fue la primera villa de Bizkaia, la antigua Casa de Juntas de Abellaneda, las casas de indianos repartidas por municipios como Gordexola o Lanestosa. Iglesias como Santa María de Gueñes, o el Convento de Santa Clara de Gueñes. Palacios, como La Puente o Villa Urrutia.

El panorama museístico reúne un conjunto poco frecuente de espacios, unidos a la tierra y al hombre, museos que nos conectan con la historia de la vida cotidiana y entre los que podemos destacar: la Ferrería de El Pobal, un taller artesanal que muestra el trabajo con el mineral de hierro. En realidad se trata de tres museos en uno. La principal construcción es la propia ferrería, luego se encuentra el molino harinero y la antigua casa-palacio de los Salazar, construída durante el siglo XVI.

La antigua Casa de Juntas de Abellaneda es hoy el Museo de las Encartaciones. Convertida en espacio museístico del siglo XXI es la antigua Fábrica de Boinas La Encartada, del siglo XIX. Si hay un aspecto que ha marcado la historia de esta comarca, ese sin, sin duda, la minería, por eso es el lugar más indicado para ubicar el Museo Vasco de la Minería.

Os recomendamos leer la trilogía de Ramiro Pinilla, "Verdes Valles, Colinas Rojas" en la que se narra el inicio de la industrialización en el País Vasco, la aparición de los obreros de la mina y la industria, que el llama los hombres del hierro.

Durante los siglos XIV al XVI, los conflictos armados entre los diversos clanes eran tan frecuentes que una de las manifestaciones arquitectónicas más características de Bizkaia, y de Euskadi en general, son las torres banderizas, las casas-torre que respondían a la doble función de residencia y baluarte defensivo. Y es en una de esas casas-torre, la de los Loizaga, donde encontramos el legado de Miguel de la Vía, una colección, como habéis visto, excepcional.

Rolls Royce en Torre Loizaga

14 comentarios :

  1. La verdad que el País Vasco además de verdes montañas, mar y gastronomía, tiene muchas otras cosas que merece la pena conocer, para muestra esta entrada tan bonita, y por supuesto, interesante por los datos históricos que aportáis. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiramillas, hay mucha razón en lo que decís. Variedad. Y en un espacio fácilmente visitable. Abrazos!

      Eliminar
  2. interesante mezcla de historias de estalactitas y rolls royces.
    espectacular.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y, como decimos, María Grau; en una de las comarcas vizcaínas menos conocidas…

      Eliminar
  3. Qué lugar más chulo, si es que tenemos tantos rincones. Qué bueno el detalle de las carrocerías de los Rolls-Royce, siempre saco algo interesante cuando os leo. Saludos chicos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, muchas gracias, Sandra Salvadó Tienes toda la razón, el mundo está lleno de rincones, y lo bueno es poder conocerlos poco a poco, en personas, o a través de los blogs, como el tuyo.
      Saludos!

      Eliminar
  4. dos lujos en tan poco espacio!: Preciosa esa cueva, me ha recordado al las del soplao en Cantabria! y de los coches que decir. bueno, que me hubiera gustado nacer con dinero y ser coleccionista.... Abrazos amigos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fran, siempre es bueno nacer con dinero, aunque no colecciones nada, jajaja. Y, si la verdad es que en Enkarterri hay muchísimo para ver, y hacer, aunque no sea una comarca muy publicitada...

      Eliminar
  5. No había oído hablar de ninguna de las dos atracciones.
    Sensacional !!!
    Saludos viajeros
    El LoBo BoBo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Paco Piniella, Enkarterri, o Encartaciones, es una comarca no muy bien publicitada en los circuitos turísticos, como casi todo el interior. De Bizkaia lo que más se conoce es la costa, a pesar de que la montaña está a un paso y tiene mucho que ofrecer. Nos alegra que te haya gustado el post.
      Saludos!

      Eliminar
  6. Menudos cochazos.
    Gracias por el post y mostrarnos estos coches.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ti por la visita, nos alegra que te hayan gustado.
      Saludos, Santiago

      Eliminar
  7. Un buen recorrido por la comarca de Encartaciones, pero pasar casi por alto brevemente mencionada la Fábrica de la Encartada de Balmaseda donde se recogen más de 60 máquinas perfectamente conservadas de la época de la Revolución Industrial que prácticamente no se conservan en ningún lugar del mundo. Algún día se le reconocerá a ese lugar el sitio que merece. Buen reportaje.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el aporte, desconocido lector. Solemos escribir post acerca de lugares o experiencias muy concretas, por eso recoger en un único post todo lo que puede verse en Encartaciones, que es mucho, es algo que no contemplamos. En esta ocasión nos hemos centrado en dos lugares, aunque sí hemos querido mencionar algunos de los puntos de interés de la comarca, simplemente a modo de cita. Por otra parte, escribimos únicamente sobre lo que visto o experimentado, y, lamentablemente, la Fábrica de la Encartada o la Ferrería del Pobal, aun no están entre esos lugares. En el momento que eso cambie, serán protagonistas del post que, sin duda, merecen, tal y como hemos hecho con, por ejemplo, la antigua fábrica de Harino Panadera en Bilbao.
      Un saludo!

      Eliminar

Déjanos un comentario, es gratis y sienta genial